Tradición apícola en Moradillo del Castillo (Valle del Rudrón)


Moradillo del Castillo, Valle del Rudrón

Moradillo del Castillo, Valle del Rudrón

Nos damos una vuelta por Moradillo del Castillo, en el Valle del Rudrón, y le preguntamos a uno de sus habitantes por la tradición apícola en la localidad, por lo menos hasta cuando él recuerda, que se remonta hasta los años 50.

La extracción de la miel en el colmenar (fueran dujos, hornillos/ hornilleras) y su transporte hasta casa, si no estaba en el pueblo, se solía realizar más por el  hombre que por la mujer. Los trozos de panal (miel y cera) ,” arrancados “del colmenar, se colocaban en un saco de tela.  Calentando agua en un recipiente se conseguía aumentar la temperatura del recinto, lo que facilitaba que la miel fluyera a través del saco colocado en la cercanía, depositándose  la miel extraída en un recipiente de tipo cerámico. Con la cera, se hacían pequeñas bolas que solían comprar los buhoneros (vendedores ambulantes)  que visitaban los pueblos.

Miel milflores, de brezo y de espliego son las diferentes mieles  que nos ofrece el entorno de Moradillo. La total desaparición del ganado doméstico (ovejas. cabras, burros, bueyes) hace que el espliego tenga más dificultades en mantenerse, al tener que competir con el resto de plantas, que ahora ya no son eliminadas por el ganado.  En  los meses de Junio y Julio, todavía es posible encontrar algún enjambre salvaje por las calles del pueblo.

Del testimonio del patrimonio apícola de Moradillo, podemos todavía observar varias huellas. La primera, es un antiguo “establo-pajar”, con hornillos en la parte superior. Como nos comenta nuestro anfitrión, era habitual juntar la paja y algunos animales con las colmenas en el mismo edificio. Al parecer la convivencia con alguna abeja que se escapaba de la caja y pasaba al interior, era pacífica.

En las fotos, podemos observar que los hornillos se encuentran sólo en la parte superior del edificio, casa o establo.

Casa con hornillos en Moradillo

Casa con hornillos en Moradillo

Detalle casa con hornillos

Detalle casa con hornillos

También nos hablan de una hornillera (la única conocida) que existió en Moradillo, en el paraje de “La Olla”, a unos 2 kilómetros del pueblo, y que actualmente se reduce a cuatro piedras.

Siguiendo el  recorrido por el pueblo, nos encontramos más restos en otras 3 casas, una de ellas a la entrada viniendo por la carretera desde Santa Coloma del Rudrón. A destacar positivamente, que todavía se conservan  fachadas con hornillos en casas recién restauradas, aunque probablemente ya no ejerzan su antigua función de albergar abejas. A pesar de la foto del dujo en una de sus calles, eran más habituales las colmenas incluídas en la pared de las casas (hornillos),lo cuál se puede entender fácilmente, ya que es donde más protegidas estarían del frío.

Detalle hornillo en casa de Moradillo

Fachada con hornillos

Restos de hornillos en fachada

Dujo en Moradillo

Nos llamó la atención que hubiera hornillos en alguno de  los molinos de Moradillo, cuyos restos todavía se pueden contemplar. Los molinos harineros albergaban gran cantidad de burros, que se utilizaban para transportar el grano y la harina.

Restos de hornillos en molino de Moradillo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s